Newsletters

Desde que respiro por el diafragma …

Respiro por el diafragma

Imagina la escena.

Dos amigos haciendo yoga.

En un paraje natural, con cantar de pájaros, fondos muy verdes.

Los dos respirando profundamente.

Con los ojos cerrados, entregados, estando presentes.

Aquí y ahora….

Pero de repente uno de ellos le dice al otro:

.- Desde que respiro por el diafragma soy otro.

Y su amigo, algo perplejo, con cara de casi cabreo, le dice:

.- Hombre los 15 millones de euros que te han tocado, algo tendrán que ver

 

Este anuncio es buenísimo, de la once, o del euromillón… que más da.

Papá Estado, haciendo anuncios con recursos de todos, que motivan y de qué manera a jugar y jugar…

Y lo hacen con pura manipulación, relacionan una actividad de meditación, de deporte, de retiro espiritual, con el deseo del amigo de tener él también esa tranquilidad económica, ese colchoncito que te proporcionan los 15…

… los 15 millones de euros.

Él querría para si ese pastizal, y no que lo tenga otro, que dice “que bien se respira por el diafragma”

Y un cuerno….!!!!

Modo de dormir tranquilo

Tu respiras bien, porque ya puedes dormir por la noche, te has quitado la hipoteca, y vienes a hacer Yoga en un Porche “Callen”.

Aparece aquí un componente de envidia, que no sólo está presente cuando a alguien le toca la lotería, lo llevamos de serie para todo.

En el mundo empresarial, en tus relaciones con los demás, en los asuntos más banales, normalmente codiciamos aquello que tienen otros, hasta el punto de que te transformas, y cosas que normalmente hacías, te propones cambiarlas para conseguir aquello que deseas, pero simplemente queda en propuestas… 

… nunca solemos hacer nada.

Y nos gustaría ser millonarios, y no echamos a la lotería.

Nos gustaría cambiar la política, y no hacemos nada al respecto.

Lo que deseas de boquilla, no siempre lo perseguimos de una manera consciente, definida, con un plan de acción para lograrlo, y lo que haces, generalmente, suelen ser las urgencias, y siempre estar con el:

.- Tengo que cambiar…

.- Haría falta hacer…

.- Si yo fuera….

.- Cuando llegue Enero ya me pondré.

Y mil modalidades más….

Pero esa ambición, ese codiciar un tipo de vida, un proyecto, un cambio de trabajo, requiere de hábitos, y para implantarlos, mejor ir eliminando los malos, y agregando buenos, pero de una manera ordenada.

Uno primero.

Otro después…

Y si te pierdes y no lo consigues, no logras priorizar, puedo ayudarte.

Ahora si haces yoga estando plenamente consciente, sin desear nada en tu vida, porque está plena, genial. 

Ya puedes cerrar este correo.

Si que otro tenga 15 millones de euros más que tú, y considerar que tienes un buen trabajo, pero memoria de pez… o que podrías llegar a más….

Y siempre te repites y fustigas a ti mismo con el :

.- Es que yo soy así, un caos, desorden puro.

Ya sabes que te recomiendo, hablemos.

Escríbeme y me cuentas por qué olvidas las cosas, que temas de productividad y organización personal te preocupan, que no puedes abarcar….

Y si encajamos, trabajamos. 

NO hay más.

Me voy a respirar por el diafragma…. y a echar la primitiva, que si me toca, eso digo yo, ayudará…

¿cambiamos? 

Por qué no empezar implementando GTD.

Seguimos.

Respiro por el diafragma

Cerrar menú
×
×

Carrito

Acceso

Introduce tu Nombre de usuario y contraseña para tener acceso al contenido.